Mi querido Toscal, pocos tienen tu sabor…

  • 3.252 visitas
  • VN:F [1.9.10_1130]
    Valoración: 10.0/10 (7 votos totales)

    Dicen que un chicha con buen oído, es capaz de distinguir la jerga y el acento toscalero del ramblero. Cada barrio tiene su manera de ser, cristalizada en el habla. “¿Ñossss que te passsssa mano?. Relájate un fisco”. Mucha de la vida de nuestra ciudad ha pasado por las humildes ciudadelas donde se criaban diferentes familias como una sola en muy poco espacio y con servicios comunes como los aljibes excavados en la tosca del Toscal, los baños y sus pozos. Pocas quedan e Inkaroad ha encontrado una en Navidad con la hierba creciendo entre los adoquines de basalto.
    Veo a Mario el pintor poeta declinando versos a viva voz por la Calle del Saludo; a la pescadera gritando chicharroooooooos frescos!!!!; a la vendedora de La TARDEEEEEEEEEEEEE!!!; y sobre todo, al afilador demostrando su destreza con la flautilla y con las cuchillas. Y a un borrachín del barrio dirigiendo el tráfico junto a la Muralla. Estas cosas han cambiado y ahora hay otras. La gran diferencia es que ahora somos muchos, vivimos más rápido, hacemos más ruido y es más difícil destacar en el teatro de la urbe que es también el de la vida.

    Mi querido Toscal, pocos tienen tu sabor..., 10.0 out of 10 based on 7 ratings

     

    0 Comentarios

    Puedes ser el primero en dejar tu comentario.

    Dejanos tu comentario

     
     




     

     

    Publicidad

    Publicidad

    Publicidad